¿Cómo rellenar de manera adecuada un parte amistoso de tráfico?

 

Muchos conductores nos hemos visto en esta situación. En la mayoría de los casos, un pequeño despiste provoca daños en otro vehículo y en personas, y son las compañías aseguradoras las que tienen que hacer frente a las indemnizaciones a los perjudicados.

Para hacer saber a las compañías, tanto a la del culpable del accidente como a la de la víctima, existen dos tipos de documentos: por un lado, el parte europeo de accidente o parte amistoso, y, en caso de que intervengan Autoridades como la Policía Local o la Guardia Civil, el atestado.

 

parte europeo accidente

 Cuando sufrimos un accidente de tráfico, es importante mantener la calma y actuar de manera correcta. Así, nos aseguraremos de cubrir el parte amistoso de accidente de manera correcta. Pero ¿cómo lo hago?

Cubrir el parte europeo de accidente

El parte europeo de accidente es la forma en la que el asegurado comunica a su compañía los hechos que dieron lugar al siniestro, y está homologado en casi todos los países de la UE. Siempre debe estar firmado por los conductores implicados, y si está bien cumplimentado, se agilizarán los trámites. 

También ha de cubrirse este parte en caso de que no haya segundas partes implicadas: por ejemplo, si nos salimos de la vía y se destroza algún elemento del mobiliario público.

Cabe recordar que el parte no es válido si hay más de 2 vehículos implicados en el siniestro, si no se presenta en los 7 días posteriores, o si alguna de las compañías aseguradoras no están suscritas a este sistema.

Un parte europeo de accidente tiene 2 hojas autocalcantes, que deben rellenarse completamente, y como ya hemos dicho, ser firmadas por los dos conductores implicados. Cada uno de ellos deberá llevar una copia a su compañía. 

¿Qué debemos especificar?

  • La hora y el lugar exactos del accidente.
  • Si hay más vehículos implicados, animales, mobiliario urbano,…. o si hay heridos por leves que pudieran ser.
  • Tomar datos de identificación de los testigos en caso de que los haya, como por ejemplo, el número de teléfono o el correo electrónico. 
  • Comprueba si el contrario ha puesto bien los datos de su póliza: así te evitarás malos entendidos, y ahorrarás tiempo.
  • Si el contrario es un extranjero, toma nota de su Carta Verde o Certificado Internacional de Seguro.
  • En la zona a cuadros, hay que dibujar un pequeño croquis de cómo se produjo el accidente. Por ejemplo, en un golpe por detrás, indicar el sentido de la marcha con una flecha. Además, debemos señalar dónde están los daños. Así las aseguradores pueden conocer las circunstancias concretas en las que se produjo el accidente.
  • ¿Tienes observaciones particulares? Escríbelo también, y deja que el otro conductor lo haga. Si no estáis de acuerdo en algún punto, señaladlo.

Una vez rellenado, es bueno indicar al contrario, sobre todo si él reconoce la culpa, a que taller deseas llevar el coche, para que pueda decírselo a su compañía. Recuerda que tienes un plazo de 7 días para presentar el parte en tu aseguradora. Si no lo haces, no se harán cargo.

Si trabajas con un corredor de Seguros, como López Soler, también puedes hacérselo llegar y él lo presentará por ti a la compañía.

El atestado

Este documento tiene los mismos efectos que el parte, aunque la diferencia es que lo rellena una Autoridad competente (en España,  la Guardia Civil o la Policía Local)

Cuando rellenan un atestado, los agentes describen los hechos según el relato de los implicados y testigos, pero además, incluyen otras consideraciones que consideren de interés: metros de frenada, pruebas de alcoholemia y drogas de los conductores…)

Puede ser que en el momento del siniestro las Autoridades pasen por allí y nos vean y hagan el atestado, o podemos recurrir a ellos en caso de que la parte contraria no se avenga a firmar el parte amistoso.

Un atestado es más fiable que un parte amistoso desde el punto de vista legal, ya que está cubierto por agentes y tienen más experiencia para ello. Aunque no es inamovible lo escrito en él, siempre que pueda demostrarse, es más fácil rectificar lo declarado en el parte europeo de accidente.

¿Cómo consigo un parte europeo de accidente?

Es conveniente llevar en el coche alguna copia de este documento. Las compañías aseguradoras suelen proporcionarte algunos cuando te das de alta, pero si no lo tienes, puedes descargártelo desde nuestra web, en la zona de descargas.